Ago 26

Para hidratarse, no hay nada mejor que beber agua

Lo más saludable es el agua simple, sin sodio, saborizantes u otros conservantes.

Las bebidas gaseosas están incluidas dentro de los productos alimenticios que favorecen el desarrollo del sobrepeso, la obesidad y otras enfermedades metabólicas como la diabetes y es también responsable de la aparición de enfermedades cardiovasculares a futuro.

En el país, el 60% de los niños y adolescentes consume una o más veces al día este tipo de bebidas, revela la Encuesta Nacional de Salud Escolar.

Para mantenerse hidratado lo recomendable es consumir en promedio de 8 vasos de agua diariamente y evitar las bebidas gaseosas, puesto que contienen alto contenido de sodio y azúcares.

Más información:

Encuesta Global de Salud Escolar